martes, 22 de enero de 2008

La Teoría de los Dos Demonios: versión yanqui

Ayer me la agarré con G.W.Bush. Hoy después de leer esta noticia estoy cambiando de opinión.

Por la radio repiten, "el mercado no les cree ni a Bush ni Bernanke y no ven con buenos ojos el paquete fiscal". El MERCADO pide una mayor baja de tasas. La nota dice que los más ambiciosos esperan una baja de 100 puntos básicos, que llevaría la tasa a 3.25%.

Algunos se quejan del conservadurismo de Bush y su intención de no volver a caer en la trampa del Riesgo Moral(Comportamiento Oportunista, gracias anónimo).

Es evidente que atrás del escepticismo del mercado hay un tema redistributivo. El impacto sobre la demanda agregada del paquete fiscal es distinto al de una nueva rebaja de la tasa. En este último caso, el mercado reaccionaría mejor pero dudo que su impacto sobre el PBI sea superior al del paquete fiscal.

La prioridad de Bush parece ser evitar la recesión por sobre resolver la crisis financiera y en ese caso creo que la solución fiscal es más adecuada. Claro que habría que esperar conocer la letra chica del paquete para saber si los beneficios serán para la clase media o sólo para los ricos y famosos. No olvidemos que parte de la líquidez se explica por la reformas tributarias pro ricos que ya aplicó G.W.B.

También se me ocurre interesante como observador ver si el mercado le logra torcer el brazo a Bush y éste entrega la cabeza de Bernanke.

9 comentarios:

Sine Metu dijo...

Estarían como candidatos a reemplazar a Bernanke la Marcó del Pont y Guillermo Moreno.

el generico dijo...

en una conferencia telefónica convocada de urgencia la FED bajó la tasa 75 pb.

Ok, seguramente, esto fue una desición independiente de los técnicos de la FED.

¿o acaso alguien se va a meter en la política monetaria independiente del banco central independiente?

¿Ayer pidían la cabeza de quién?

zonzeras, Musgrave, zonzeras.

Anónimo dijo...

Un profesor de finanzas traduciendo "moral Hazard" como "azar Moral"

Que papelon!!

de chico debe haber visto mucho a "los duques del azar"

Anónimo dijo...

"...ver si el mercado le logra torcer el brazo a Bush y éste entrega la cabeza de Bernanke"

¿Quién pide la cabeza de Bernanke? Sigo 800 canales de política de EEUU y es la primera vez que leo algo así. ¿Sabés algo que nadie sabe? Contalo. AT

Musgrave dijo...

Anonimo, si quiere llamelo comportamiento oportunista.

Leyó alguna vez la bajada del titulo del blog de Olivera

"Es difícil ser un experto en una disciplina que todo el mundo entiende. Puede ser aún más difícil ser un experto en una disciplina que todo el mundo cree que entiende. En este sentido, no envidio a los técnicos de fútbol porque ser economista tiene algún parecido". Franklin Fisher

Si todos los diarios publican que los pasillos de wall street dicen que si se va bernanke el dow jones sube 1500 puntos, usted que entiende?

Anónimo dijo...

Con todo el respeto que se merece tu opinión, lo que escribiste de Bernanke es un verdadero disparate. Demuestra una clara ignorancia del funcionamiento político de EE.UU. y suena a especulación casera. Para escribir sobre otro país, primero hay que entenderlo, (mas allá de que estemos de acuerdo o no) algo que no se nota en tu post. Después te mando grabada la carcajada de toda la oficina cuando comenté tu post. Te escribo de EEUU, por supuesto.

Andrés el Viejo dijo...

Puesto que en la oficina del anónimo 15.21 están tan jocosos, acá repito lo que mandé al blog de Olivera, así se ríen de lo lindo:
Buenos motivos han tenido los especuladores para tomar el paquete de "estímulo económico" de Bush a lo trágico, como una soprano de ópera.
Lamento diferir, pero la crisis no es un problema financiero puro (como si tal cosa pudiera existir).
Una sociedad que sólo mantiene sus altos estándares de consumo gastando a crédito no es sólo un problema financiero, es un problema de desequilibrio profundo entre producción y consumo.
Un Estado que sólo puede seguir adelante endeudándose no es sólo un problema financiero, es un también un problema de desequilibrio. Con un agravante: muchos Estados han tenido que funcionar así en épocas de guerra, pero se trataba de situaciones transitorias. Lo de EE.UU. hoy es diferente: sus guerras ya han durado más que la IIGM y nada indica que vayan a terminar, como no sea en una retirada catastrófica (que es lo más probable, pero tardarán en rendirse a la evidencia).
Que un país sea incapaz de compensar sus compras y sus ventas a largo plazo (largo en serio, más de medio siglo) habla también de un desequilibrio profundo.
Las manifestaciones de todo esto son financieras, pero sus raíces no.
El paquete Bush no atiende a nada de esto y, por el contrario, amenaza agravarlo. Una cosa es meter el cebador keynesiano y otra es meterse en cuentas impagables como un idiota. A fuerza de nuevos fondos para Irak el déficit presupuestario llegará a 250 mil millones de dólares, a lo que hay que sumar otros 100 mil por la nueva reducción de impuestos. ¡350 mil millones de déficit, 1,43 veces el PIB argentino a tipo de cambio y 0,67 a ppa!
Agravar un desequilibrio presupuestario ya excesivo podría tener un efecto reactivador si fuera aumento del gasto público social, estimulador de la demanda. Pero es obvio que la rebaja de impuestos a los ricos (ya beneficiados por las anteriores desde 2001) sólo libera más fondos para la especulación financiera.
Especulación financiera que, por otra parte, se ve alimentada con plata fresca de la rebaja de tasas, con lo que veremos hincharse y estallar nuevas burbujas.
¿El fin del mundo? No lo creo. En primer lugar, la hegemonía norteamericana está muy limitada, al menos económicamente. Su crisis afectará a la economía mundial, pero no en la misma medida que antes. Segundo, esa economía norteamericana sigue teniendo una fuerza que le permitirá recuperarse, tras un inevitable período de destrucción de capital ficticio, tal vez de algún capital real y, sin duda, de sufrimientos para los más desfavorecidos.
Pero esa recuperación no vendrá de la mano del "estímulo" bushiano, que más bien equivale a apagar el fuego con baldes de nafta.

Musgrave dijo...

Sería muy interesante que el amigo anónimo nos cuente la versión que comparte con sus compañeros de oficina, sobre las razones del anuncio de la baja de tasas faltando tan pocas horas para la apertura de la bolsa en Ny y luego de las noticias que recorrieron los diarios y que las bolsas asiaticas cayeran abruptamente.

Anónimo dijo...

Se ve que es bastante común confundir riesgo moral con azar moral(?), compre el libro ¨El imperio de las finanzas¨de Julio Sevares y lo tiene mal traducido también...