viernes, 13 de julio de 2007

Por qué Lindahl?

Una de las decisiones más importantes que cada sociedad tiene que tomar es cuánto invertir en proveer bienes públicos. Ah, y un detalle: quién lo paga. Para tomar esta decisión, un gobierno debería conocer las preferencias individuales de cada persona y los costos relativos de los bienes públicos y privados. (en la jerga técnica, las tasas marginales de sustitución y de transformación entre bienes públicos y privados). Tener toda esa información es imposible.

Erik Lindahl propuso una solución ingeniosa que no funciona. Preguntale a cada uno cuánto estaría dispuesto a pagar si se proveyera la cantidad X de bien público. Con esa información, tendríamos la curva de demanda de bien público de cada persona, y se podría encontrar la cantidad de bien público que además se puede financiar con los aportes de cada persona.

No funciona porque como somos todos vivos, cada uno quiere que haya mucho bien público pagado por los demás, entonces la estrategia individual cuando nos preguntan cuánto queremos poner es decir algo asi como "nooooooo, hermano, y yo para qué quiero tanta policía? si yo no salgo nunca, y además soy bien machito!" El resultado: poco bien público y pocos impuestos.

Me gusta entonces porque se dedicó a contestar una pregunta fundamental para nuestra vida en sociedad y porque su propuesta es optimista respecto de la naturaleza humana, algo que a mi me cuesta más.

8 comentarios:

Ana C. dijo...

Es que era sueco. No tienen tanta vocación de free-rider como el resto de nosotros.

Lindahl dijo...

True. Algo hay en las teorías culturales, no?

Claro que la causalidad es difícil de determinar, como nos recuerda la anécdota del taxista argentino que pasa de manejar como un loco a ser un lord inglés una vez que cruza la frontera con Chile...

Musgrave dijo...

Ana c. tambien estoy en musgrave.richar@gmail.com
Eso de que era sueco, hmmm
Lindhal fue discipulo de Wicksell tambien sueco, y como sabrán tanto el verdadero Musgrave como James Buchanan se reconocen/reconocían como discipulos de él. Está claro que Musgrave era optimista y que Buchanan es pesimista.

Elemaco dijo...

Estimados:

Take it easy! El hiperposteo resta! y hace muy complicado seguir el blog!

saludos de su Fan

Elemaco

Lindahl dijo...

Tenés razón, Elemaco. En mi caso atribuyo todo a la exitación de novato que me causa ver lo que escribo publicado inmediatamente en internet. Ya pasará.

Tincho dijo...

Es cierto que es complicado conocer la verdadera disposicion a pagar para el caso de los bienes publicos dado que pueden existir conductas free rider y ademas somos argentinos.
Pero creo que dentro del marco teorico lo que se quiere resaltar es que esto ocurre cuando la poblacion que goza del bien es grande y por ende existen problemas de coordinacion, gustos, diferencias de ingresos, entre otros, que hacen que la situacion sea distinta a la de una comunidad pequeña en donde es mas facil lograr el acuerdo ya que son pocos los beneficiarios directos y es mas facil la coordinacion. (no me acuerdo el nombre pero era un teorema)
O sea, es un mix de factores culturales, economicos y politicos o de coordinacion.
Puede ser??

Lindahl dijo...

tincho, si, básicamente es equivalente al problema de los comunes. a medida que aumenta la cantidad de jugadores se pone peor la cosa. (en el libro de teoría de juegos de fudenberg está).

Anónimo dijo...

elemaco, ¿todos los blogs tienen que ser como a vos te gustan?